El gigante de internet dejará de hacer visible en su barra de búsqueda el candado verde que marcaba las páginas con protocolo HTTPS como seguras. Esta nueva actualización de Google Chrome llegará en septiembre con la versión 69 del navegador. “Google justifica esta acción reiterando que las webs tienen que ser seguras por defecto”, afirman fuentes cercanas a la empresa.

Además, a partir de octubre las webs ‘no seguras´ tendrán una señal de alerta más visible para los usuarios. Con esta acción Google quiere acabar con los sitios web que no utilicen un protocolo seguro.

Estas medidas se realizan con el fin de proteger a los usuarios que envían datos sensibles a la red como lo son los datos bancarios o tarjetas de crédito. Los datos enviados a estas webs se transmiten de forma encriptada, evitando así el robo por terceros.

El uso del protocolo HTTPS ha conseguido desde su instauración que el 70% de los sitios web lo utilicen. El protocolo de seguridad obliga a instalar un certificado SSL en las webs que quieran utilizarlo. Además Google promete un mejor posicionamiento de los sitios que disponen de dicho certificado.

“Migrar una web de un protocolo HTTP hacia un HTTPS no es una tarea complicada. Muchos servicios de alojamiento web ofrecen esta opción por defecto. Si no es así, los usuarios pueden incluso descargar un certificado SSL de manera gratuita” 

Google facilita cada vez más que un usuario con conocimientos medios pueda reconocer fácilmente si está navegando por una web de calidad y segura o si por el contrario los datos enviados pueden ser sensibles de robo.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.