0

Los mejores programadores universitarios de Madrid se reúnen el día 9 de Marzo en la Universidad Autónoma de Madrid para competir por el premio a mejor equipo de la Comunidad. El concurso denominado Ada-Byron en honor a la matemática inglesa Augusta Ada King condesa de Lovelace y una de las pioneras en ciencias de la computación, presenta su V edición y tiene por objetivo fomentar la afición a programar entre los estudiantes de cualquier rama de conocimiento relacionada con la informática. Un año más, y como muestra de su continua apuesta por el talento joven y su acceso a la formación, Accenture patrocina el evento facilitando la participación gratuita de los estudiantes.

Los concursos de programación van adquiriendo cada vez un mayor arraigo en las distintas escuelas técnicas del mundo. El ICPC ( International Collegiate Programming Contest) una de las competiciones más importantes a nivel internacional tiene sus raíces en la Universidad de Texas en el año 1970. Desde entonces el concurso ha crecido hasta superar los 50.000 participantes en 2018.

Los participantes compiten en equipos de tres personas con un único ordenador a su disposición. Cada equipo recibe el mismo conjunto de problemas que debe resolver en el menor tiempo posible. Cuando un equipo considera que ha resuelto uno de ellos, lo envía a un “Juez” para su evaluación. El Juez es a su vez un programa que evalúa si la solución propuesta es adecuada o no. En pocos segundos el equipo sabe si ha conseguido superar el problema o no.

Pero no solo lo sabe el equipo que envía el problema, el resto de competidores puede consultar la tabla clasificatoria en tiempo real y conocer que problemas ha resuelto cada equipo, así como la cantidad de envíos realizados. Cada envío fallido penaliza, por lo puede ser mejor asegurar que efectivamente la solución es buena antes de arriesgarse con el Juez. Para darle más emoción y colorido la organización otorga un globo por cada problema superado, cuantos más globos mejor.

La profesión de programador es una de las más demandadas actualmente. De hecho hace tiempo que superó el pleno empleo. La transformación digital es una realidad que afecta tanto a las empresas como a los ciudadanos provocando un aumento sostenido en la necesidad de programadores, convirtiendo la formación en este área en un imperativo para que una sociedad pueda mantener productividad y nivel de vida.

Andrés Grande
"Es una vida muy penosa tener que enfrentarse cada día con una hoja en blanco, rebuscar entre las nubes y traer algo aquí abajo" Amante de congelar el tiempo

El nuevo Model 3 “low cost” de Tesla se cargará en 15 minutos

Artículo anterior

Excluida, el juego interactivo que conciencia sobre la exclusión social de la mujer

Siguiente artículo

Puede que te interese

Comentarios

Deje su respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Tecnología